Blog

23 de mayo de 2024

¿Cómo abordamos el glaucoma en perros y gatos?

El glaucoma es una enfermedad ocular grave que en la mayoría de las ocasiones provoca ceguera y que se caracteriza por un aumento de la presión ocular que daña progresivamente el nervio óptico. Según cuál sea su origen puede afectar a uno o a ambos ojos.

El nervio óptico es una pieza fundamental en el proceso visual. Es la estructura a través de la cual las imágenes captadas por la retina se envían al cerebro en forma de impulsos nerviosos, generando así la visión.

Por otro lado, el humor acuoso es el líquido presente en el globo ocular. En un ojo saludable, este líquido se renueva constantemente, siendo generado y drenado en la misma proporción. Sin embargo, si las vías de drenaje están bloqueadas, puede acumularse líquido en exceso incrementando la presión dentro del ojo y potencialmente causando daños irreversibles al nervio óptico.

 

Glaucoma en perros y gatos

El glaucoma provoca una pérdida de visión progresiva y su evolución inicial puede ser lenta y asintomática. Es vital detectar y tratar el glaucoma en una etapa temprana para evitar la pérdida de visión irreversible. En fases avanzadas, los síntomas son oculares y son evidentes, pero el ojo a esas alturas es habitualmente ciego y doloroso. 

Los signos del glaucoma pueden incluir: enrojecimiento ocular, dilatación de la pupila, opacidad corneal, aumento del tamaño del ojo, dolor ocular, vómitos, anorexia, apatía, irritabilidad, comportamiento agresivo y disminución de la visión o ceguera. 

 

¿Cómo podemos abordar el glaucoma en perros y gatos?

Hay dos formas posibles de tratar esta patología ocular. En una primera instancia, se intenta el control de la presión intraocular con tratamiento médico con colirios. No obstante, es habitual que el glaucoma en su evolución deje de responder de forma conveniente al tratamiento médico y requiera en algún momento valorar la posibilidad de intervenir quirúrgicamente.

En IVeM utilizamos técnicas avanzadas para el tratamiento quirúrgico del glaucoma en perros y gatos. La cirugía para el glaucoma incluye la implantación de válvulas en el interior del ojo, que ayudan a drenar el líquido y reducir la presión intraocular, y la aplicación de láser diodo para reducir la producción de humor acuoso.

 

Cirugía filtrante para glaucoma 

En ésta se coloca una válvula, conocida como gonioimplante, en el interior del ojo para favorecer el drenaje del humor acuoso hacia la conjuntiva. De esta forma, se puede regular la presión intraocular evitando daños en la cabeza del nervio óptico.

El gonioimplante es un pequeño dispositivo que se coloca en el ángulo iridocorneal que es la estructura responsable de drenar el humor acuoso. Su objetivo es establecer un nuevo flujo de salida del humor acuoso reduciendo así la presión en el ojo y protegiendo el nervio óptico.

Tras la cirugía filtrante para glaucoma se realizan curvas de presión en nuestro animal para comprobar que el dispositivo está funcionando correctamente y que podemos estar tranquilos a medio-largo plazo en la gestión de nuestra presión intraocular. No obstante, la efectividad del gonioimplante puede variar según el tipo de glaucoma y las características individuales de cada animal. Por ello, es necesaria una buena selección del paciente para maximizar las probabilidades de éxito. La cirugía filtrante es ambulatoria, es decir, el animal ingresa por la mañana y vuelve esa misma tarde a casa.

El porcentaje de éxito de la cirugía filtrante es alto, pero para que el efecto sea duradero en el tiempo son necesarios controles (frecuentes inicialmente y espaciados a medio y largo plazo) y determinadas manipulaciones del gonioimplante a largo plazo. 

Si sospechas que tu animal tiene glaucoma o si tiene algún signo de enfermedad ocular, no dudes en programar una consulta en IVeM. La mejor manera de prevenir esta enfermedad es realizando exámenes oftalmológicos rutinarios con el fin de detectar de forma precoz los signos de glaucoma, así como posibles alteraciones anatómicas asociadas a la raza de tu animal.

 

Artículos relacionados

¿Cómo afectan las cataratas a mi gato?

Las cataratas en gatos son una condición oftalmológica que afecta a la transparencia del cristalino, la lente natural del ojo, lo que provoca la pérdida parcial o total de la visión. Aunque los gatos desarrollan cataratas con mucha menos frecuencia que los perros, son muchos los felinos que ven su vida alterada por esta patología.  […]

Read More
¿Qué problemas pueden tener los perros y los gatos en la córnea? 

La córnea forma parte de la túnica fibrosa, la capa más externa del ojo, y se sitúa en la porción anterior del globo ocular. Se caracteriza por su transparencia y por carecer de vasos sanguíneos y de pigmento. La córnea ayuda a mantener la forma del ojo y es su principal lente contribuyendo de forma […]

Read More
Mi perro tiene algo en el ojo, ¿qué hago?

Es normal que te preocupes si ves que tu perro tiene algo en el ojo. Si sospechas que el animal tiene un cuerpo extraño en el ojo, lo mejor es buscar atención veterinaria lo más pronto posible para evitar complicaciones. Los cuerpos extraños en los ojos de perros y gatos pueden ser cualquier objeto externo […]

Read More
Cataratas en perros, síntomas y tratamiento

Cataratas en perros, síntomas y tratamiento Existen numerosos motivos por los que las cataratas en perros pueden aparecer: dietas inadecuadas, inflamaciones del ojo, traumatismos... Sin embargo, es muy posible que un perro acabe sufriendo cataratas debido a la genética de su raza o como un problema derivado de la diabetes. Las cataratas en perros es […]

Read More
Masas palpebrales ¿Qué son y cómo se desarrollan?

Los párpados son pliegues cutáneos modificados que se continúan con el resto de la piel de la cara, y cuyas funciones principales son proteger el globo ocular, producir y repartir la lágrima.  El parpadeo es la función motora de los parpados y con él se distribuye y renueva la película lagrimal. Existen diferentes patologías que afectan a […]

Read More
Mi perro tiene un bulto en el párpado. ¿Qué puede ser?

El mantenimiento de una buena higiene y cuidado del ojo es importante para asegurar una salud ocular óptima. Este órgano cuenta con una protección externa altamente especializada, los párpados. La presencia de bultos en los párpados es relativamente frecuente en perros y más esporádica en gatos. Las causas de aparición de estos bultos son muy variadas […]

Read More
Copyright © Instituto Veterinario Mediterráneo. Todos los derechos reservados.
linkedin facebook pinterest youtube rss twitter instagram facebook-blank rss-blank linkedin-blank pinterest youtube twitter instagram